El próximo fin de semana termina el todos contra todos. Nacional, Medellín, Tolima y Huila tienen cupo asegurado en las finales. Cali y Patriotas están cerquita de los cuartos de final, mientras que Once Caldas y Júnior se complicaron. Millonarios y Equidad siguen en la pelea. Santa Fe dijo definitivamente adiós.

 

Atlético Nacional, Independiente Medellín, Deportes Tolima y Atlético Huila ya aseguraron matemáticamente su paso a los cuartos de final de la Liga Águila, cuya fase todos contra todos terminará el próximo fin de semana, aunque entre miércoles y jueves se disputarán tres partidos que estaban pendientes.

Parece, sin embargo, que hay poco por definir, pues Deportivo Cali y Patriotas, quinto y sexto respectivamente, cuentan con un panorama muy favorable. Los verdes tienen un partido pendiente, con Nacional, y cierran el torneo visitando al Deportivo Pasto, la decepción del campeonato. Un punto de esos cuatro les bastará para asegurar un lugar en cuartos de final. Los boyacenses, que han sido fuertes en casa, se las verán con el Tolima clasificado.

Once Caldas y Júnior empataron el domingo como locales contra América y Alianza, por lo que complicaron sus opciones. Ambos tienen 27 puntos y juegan de visitantes. Los albos en Barrancabermeja, contra Alianza, y los tiburones en Montería, con Jaguares, que es noveno, y si le gana al Júnior lo supera en la tabla y será difícil que se den otros resultados para sacarlo, así como a Equidad, que con su triunfo de sobre Nacional revivió, pues si le gana al América también puede entrar dependiendo de cómo queden otros duelos.

Más complicados están Millonarios y Envigado. El miércoles en El Campín, en partido que estaba aplazado, definirán cuál de los dos sigue en carrera. Un empate los elimina.

Hace un par de fechas el equipo de Miguel Ángel Russo parecía fuera, pero su agónica victoria sobre Huila y los empates de Once Caldas y Júnior le dieron vida. “Mientras se pueda, vamos a pelear. Siempre hay que ir escalón por escalón, porque en el fútbol no se puede prever nada. Todo hay que jugarlo y confiamos en nosotros, en que podemos ganar los dos partidos que nos quedan. Ya veremos si alcanza o no para clasificar”, aseguró el técnico embajador, quien destacó que, a pesar de los contratiempos que afrontó el club este semestre, con su enfermedad y algunas lesiones de jugadores importantes, “estamos fuertes y tenemos una identidad clara, por eso desde ya estamos pensando en la conformación del plantel del próximo semestre”.

Santa Fe, que igualó 0-0 en su visita a Ibagué, quedó matemáticamente eliminado y se jugará este jueves, contra River Plate, buena parte del paso a la segunda fase de la Copa Libertadores, con lo que salvaría un semestre bastante complejo tanto en lo deportivo como en lo dirigencial.

Sacada:www.elespectador.com

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aqui