El colombiano fue la figura del equipo de Bérgamo se impuso 3-0 y accedió a las semifinales de la Copa de Italia, ronda en la que enfrentará a la Fiorentina de Luis Fernando Muriel.

Esta vez la jugada fue de potencia, de aguantar la pelota con su humanidad, girarse con unos cuantos rivales enfrente y sacar un remate pegado al palo del arquero, seco, poderoso, con el ímpetu que siempre pone cuando impacta la pelota. El balón entró por el único espacio por el que podía entrar, pues el portero, bien ubicado, de brazos largos, cerró el ángulo como dice el manual.

Duván Zapata marca goles de todas las maneras posibles: de cabeza, desde fuera del área, con control dirigido y con ambas piernas. Y también le anota a todos los rivales, a los que están al fondo de la tabla de la liga italiana o a los punteros. Este miércoles, aunque no fue un partido de la Serie A, el delantero vallecaucano repitió lo que hizo el 26 de diciembre de 2018:  le anotó dos goles a Juventus.

El segundo de su cuenta llegó en el epílogo del juego (86′), con la Vecchia Signora entregada en el ataque, frustrada por no poder dominar como siempre lo hace y con Zapata aprovechando la desconcentración de la zaga rival.

El colombiano puso el 2-0 y el 3-0 con el que el club de Bérgamo superó al de Turín. Sorpresa en la competencia, sorpresa también para Cristiano Ronaldo que poco pudo hacer para desequilibrar a un onceno organizado que, por 90 minutos, se olvidó de quién estaba del otro lado de la cancha y que jugó uno de los mejores partidos de la temporada.

Tercer gol para Duván en la Copa, el número 18 con Atalanta (15 por la Serie A) para un hombre que vive la mejor época de su carrera, que desde donde patee siempre encuentra el arco y que, por ahora, es el mejor delantero colombiano en el exterior.

El otro tanto del duelo lo anotó Timothy Castagne, en una corrida en solitario y gracias a que el vallecaucano arrastró su marca y le dejó el terreno libre para definir con tranquilidad ante Wojciech Szczesny.

Ahora se viene la Fiorentina, se viene el duelo entre Duván Zapata y Luis Fernando Muriel. Ambos atraviesan un gran momento, pero solo uno podrá llegar a la final.

El dato: Zapata completó 65 goles  en Italia, en donde ha jugado con Napoli, Udinese, Sampdoria y ahora Atalanta.

Sacado:www.elespectador.com

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aqui